Entrevista a Fernando Nájera para i-Ambiente

/ 25.06.2014

RESPONSABLE MERCADO PRIVADO AQUALOGY EN MADRID
foto 2Responsable de Mercado Privado de AQUALOGY en Madrid, profesor asociado de la EOI y colaborador en diversas publicaciones con artículos sobre Medio Ambiente y Gestión.

 

 

 

 

 

Con motivo de la reciente celebración del Día Mundial del Medio Ambiente, entrevistamos a uno de nuestros expertos en esta temática, Fernando Nájera (@fnajerag), Responsable de Mercado Privado de AQUALOGY en Madrid, profesor asociado de la Escuela de Organización Industrial y colaborador en diversas publicaciones con artículos sobre Medio Ambiente y Gestión.


I-AMBIENTE: El Medio Ambiente está presente cada vez más en nuestro día a día. ¿Crees que estamos en unos niveles de concienciación aceptables en los países desarrollados o, por el contrario, todavía hay mucho que hacer? 

FERNANDO NÁJERA: En mi opinión, a lo largo de la última década se ha conseguido que la mayor parte de la sociedad sea consciente de que nuestro entorno está seriamente alterado y que sobre él pesan numerosas amenazas. Sin embargo, y a pesar de las loables iniciativas de las administraciones, los ciudadanos e incluso el sector productivo, debemos superar ya esa fase en cierto modo superficial y abordar la solución de los problemas ambientales con determinación ya que, si no, correremos el riesgo de poner en peligro lo conseguido hasta ahora en materia de concienciación. De hecho, no faltan voces que consideran muchas de las iniciativas ambientales como un simple lavado de conciencia o “greenwashing”.

En este sentido, aunque cada vez se haga una gestión más eficaz de los residuos, no somos capaces de reducir su producción: los automóviles consumen menos y son más limpios, pero el parque automovilístico crece continuamente; las infraestructuras compartimentan el territorio en detrimento de la biodiversidad; y así sucesivamente. Por eso se hace necesario que, una vez hemos diagnosticado el problema, avancemos con cautela pero con paso decidido hacia su tratamiento. Si no, sólo estaremos prolongando la agonía de nuestro planeta.

I-A: A nivel del Grupo Agbar, ¿cuáles son las actividades con mayor impacto en el medio ambiente? y ¿qué actuaciones se podrían llevar a cabo para reducirlo?

F.N: La actividad del Grupo Agbar está orientada a cuidar del entorno, no en vano el grueso de los servicios que presta a través de sus empresas está enfocado a llevar a cabo una gestión eficiente del recurso hídrico, cuidando no sólo de la sostenibilidad del recurso, sino también de la calidad de los vertidos una vez utilizado aquel, y de la eficiencia energética de todos los procesos implicados. Sin embargo, como parte integrante de la sociedad a la que sirve, nuestra actividad puede interferir con su entorno, por ejemplo en la construcción de algunas infraestructuras, por lo que deberíamos ser absolutamente rigurosos en la ejecución de las evaluaciones de impacto ambiental. Otra medida podría ser la adopción de una gestión ambientalmente amigable de la flota de vehículos, o la creciente utilización de energía procedente de fuentes renovables.

I-A: Por otro lado, ¿pueden surgir también oportunidades de negocio que a la vez ayuden a la mejora de la situación? ¿Algún ejemplo de actuaciones que realizadas en el Grupo Agbar, o servicios que estáis ofreciendo?

F.N: El cuidado del Medio Ambiente está en nuestro ADN y, además de lo adelantado anteriormente, desde Agbar y las empresas que la integran hay un equipo de profesionales, altamente cualificados, que trabajan para conseguir que el sector industrial no sólo consuma menos agua y depure la que utilice, sino que también no contamine la atmósfera, respete los niveles de ruido dentro y fuera de sus instalaciones, no emita olores o mantenga sus suelos limpios. Además, disponemos de una línea muy importante centrada en la formación de los profesionales del agua a través de masters y cursos monográficos, y otra cuyo objetivo es la I+D+i, que pretende ser la punta de lanza del desarrollo ambiental moderno y, ¡cómo no!, también apostamos por los emprendedores mediante programas de financiación de proyectos de jóvenes talentos.

I-A: Este año el DMMA se centra en el impacto de la subida del nivel del mar en las pequeñas islas de países en vías de desarrollo. Es probable que este aspecto en concreto no afecte a nuestra realidad más próxima, pero ¿cómo crees que pueden afectar las consecuencias del cambio climático, entre las cuales una subida del nivel del mar, a la gestión del ciclo integral del agua?

F.N: Hay evidencias muy claras de que el cambio climático, si bien ha existido siempre, en la actualidad se está acelerando como consecuencia de la acción humana. Esto tiene como consecuencias más inmediatas alteraciones en la distribución y cantidad de las precipitaciones o la elevación media de las temperaturas a nivel global, lo que a su vez implica periodos más largos de sequía, inundaciones y, en general, una disponibilidad diferente del recurso hídrico. Ello nos va a obligar a ser más eficientes en el uso del agua, lo que implica ahorro, reutilización y optimización, además de la búsqueda de nuevas fuentes y su puesta a disposición de los consumidores, con todo lo que esto implica. En cuanto a una posible subida del nivel del mar, las consecuencias, además de ambientales, serían de orden social y económico al afectar a las zonas más pobladas y económicamente más desarrolladas. De todos modos, la incertidumbre ante el alcance del cambio climático y sus consecuencias no debe servir nunca de coartada para eludir nuestro compromiso de cuidar del Medio Ambiente en cada una de sus dimensiones, debiéndose actuar siempre ante la perspectiva del peor de los escenarios.

FUENTE: i-ambiente

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone


VOLVER